Aprender a tener paciencia ante una lesión y trabajar de otra manera para no lesionarse más

3 semanas ya han pasado desde mi última lesión de gemelo. El pasado lunes tocó al fin la ecografía y aunque hasta el próximo lunes no tocan resultados definitivos ya me confirmaron que había rotura de fibras. 😤

Faltará saber si va a ser necesaria rehabilitación de algún tipo y que tardará. Pero en lo que se refiere a “sudar la camiseta” toca empezar de 0 otra vez.

Aunque ha estado bien tomar unas semanas de reposo, no ha habido día que no me levantase temprano para no perder el ritmo de madrugar y poder seguir con la rutina una vez recuperado. 💪

Añadir también que durante estas semanas se me han escapado actividades para poder disfrutar de los entrenos realizados. Pero hay que ser positivos, ya vendrán más y el más próximo con algo de suerte y trabajando bien en la recuperación podré llegar a una carrera que hay en Barcelona bastante sencilla de recorrido. Pero sin forzar. Y sin dejar de lado haber descubierto nuevas zonas para ir a entrenar ahora con el buen tiempo. 🙂

Las lesiones siempre son un rollo y más cuando te encuentras bien física y mentalmente y te obligan a estar parados un largo periodo. Pero opino que es algo importante a tener en cuenta ya que se puede aprender a tener paciencia en la recuperación y a trabajar mejor o de otra manera si nuestro entreno ha podido ser la causa de la lesión.

40ª Cursa de El Corte Inglés (y II) no va a poder ser…

Pues lo que dice el título. Desgraciadamente la primera carrera para la cual había entrenado lo mejor posible no va a ser posible. Ni las dos siguientes que tenía en mente.

Los motivos, una rotura fibrilar en el gemelo izquierdo. 😭

Y de la forma más simple habida y por haber. Caminando por la calle.

Esta lesión desde mis sensaciones creo que no son tan graves como la anterior, ya que al empezar a notar los síntomas al romperse pude parar de golpe y no agravarlo. 😔

Una vez más, mi cuerpo no acaba de recuperarse y aunque he mejorado mucho a través del ejercicio todos estos meses incluyendo estiramientos diarios, incluso estiramientos extras en algunos momentos del día. Esta tercera lesión demuestra que voy a tener que seguir trabajando, va a tocar empezar nuevamente de 0 y volver a “sudar la camiseta”.

Me seguiré inspirando en todos aquellos que salen cada mañana con sus zapatillas deportivas a dar lo mejor de sí. Nada de rendirse. 💪

Sin perder los hábitos de levantarse cada mañana

Sin perder los hábitos de levantarse cada mañana bien temprano uno sigue entrenando cada día con mayor o menor intensidad.

Ya hice un primer vistazo a lo que es una Media Maratón, pero a un ritmo más lento. Pero en esa ruta o cuando salgo cada mañana me sigo encontrando gente que disfruta del deporte y sigue moviéndose cada día sin parar. Al menos por las mañana a algunos ya empiezo hasta saludarlos por sonarme sus caras.

Es agradable esa sensación de estar realizando un buen trabajo, no por la intensidad sino por la constancia haga frío o haga calor, no aparcarlo y seguir durmiendo dos horas más cada día y lo mejor de todo, seguir viendo los amaneceres espectaculares de Barcelona. Eso no tiene precio.

Desde hace semanas he empezado intensificar un poco más mis entrenos matutinos y he empezado a trotar. A lo mejor alguien que me esté leyendo pensará que aquí está otro que se pasa a la moda runner o algo por el estilo, pero bien lejos de la realidad.

Mi idea sigue siendo conseguir una buena forma física y una mayor resistencia y tal vez la opción más fácil sea la de trotar o correr.

No soy para nada rápido, lo reconozco, pero si he conseguido una buena potencia de piernas (o al menos así lo creo) para dar un paso más. Mi peso tal vez no es el ideal para trotar ya que las piernas terminan bien castigadas ya de por sí, súmale un exceso de peso.

Pero he ido consiguiendo pequeños logros, rectas que apenas llegaba al segundo semáforo, a realizar sin mucha complicación una vez calentado bien las piernas casi 10Km.

Estoy muy contento con lo que he conseguido hasta ahora y viendo los resultados me dan ganas a continuar. Empezar caminando rápido y acabar realizando otras actividades de más intensidad.

Y no solamente se ve reflejado en mi persona. Por otro lado también he conseguido que otros empiecen a moverse después de comentarles mis sensaciones al moverme para arriba y para abajo. Que te llamen y te digan que ya no se sienten bien si no han hecho sus caminatas diarias creo que es un gran logro.

Ruta de largo recorrido – Media Maratón de Barcelona caminando

Hace poco fue la Media Maratón de Barcelona (mi ciudad) y estuve echando un vistazo al recorrido.

Pensé, ¿por qué no compruebo cuánto puedo tardar en recorrerla caminando a velocidad rápida?

El recorrido es bastante simple y me conozco Barcelona muy bien, solo tengo que tener en cuenta los puntos exactos de cambio de dirección o los más aproximados para que la ruta sea lo más exacta. Digo los más aproximados, porque en un evento de estas características suelen cortar ciertos tramos para que sean más directos, yo me tendría que encontrar con algún pequeño desvío por pasos de peatones, por ejemplo.

 

  • Recorrido: SALIDA: Pg. Pujades – P. Picasso – Av. Marqués Argentera – P. Isabel II – P. Colon – Josep Carné – Pl.Drassanes – Paral.lel – Entença – Gran Via – Bailén – Ronda Sant Pere – P. Sant Joan – P.Lluís Companys – B. Muñoz – Pallars – Llacuna – Perú – Josep Pla – Gran Via – Rambla Prim – Diagonal sentit Llobregat – Espronceda – Diagonal sentit Besós – Plaça llevant – P. Taulat – Selva de mar – P. Garcia Faria – P. Calvell – Av. Litoral – Port Olímpic -Arquitecte Sert – Salvador Espriu – Marina – Pujades. LLEGADA: Pg. Pujades

Me mentalicé y observé bastante bien el recorrido y puse una fecha.

¡Inamovible!

Tardase lo que tardase, completaría los 21Km que suele ser la Media Maratón a pie. Empezaría en el mismo punto que suelen empezar y terminar exactamente en el mismo.

Y llegó el día. Aunque fue una semana dura sudando la camiseta tanto en exterior como en gimnasio y tenía las piernas cansadas dije que en tal fecha realizaría el recorrido y así fue.

Sábado por la mañana, 4º de temperatura en Barcelona, me puse mi equipación, mi música y me dirigí hacia el Parque de la Ciutadella que es el punto de partida y me puse “pies a la obra”.

Pongo en marcha el Garmin, espero que se active el GPS y una vez tiene señal me pongo a caminar a ritmo rápido.

Una vez me pongo en marcha empiezo a pensar cuanto me costará, pero me quito esa idea rápidamente ya que va a ser una caminata larga. He estado meses caminando y la resistencia puedo decir que no ha sido un problema después de superar la última lesión de gemelo. He fortalecido bien las piernas y me siento satisfecho y esto es una buena prueba para ver el resultado y disfrutar de un día soleado en mi ciudad.

Aunque he atravesado cientos o miles de veces Barcelona en moto, se te hace curioso atravesarla a pie completamente. Aunque todo sea dicho, sobre el Km 14-15 mis piernas ya querían decir basta, daban ganas de abandonar, pero faltaba la última zona en la que tendría encima que esquivar bastante gente por la zona del Litoral ya que es bastante turístico y encima al ser playa también se acerca a pasar el día mucha gente de la ciudad.

Y así fue, aunque iba hidratándome los últimos 7Km se hicieron bastante pesados, pero siempre intentando mantener el ritmo y no decaer. Tal vez los más duros fueron los últimos 3Km, ya que sabes que estás cerca del final y parece que no va a llegar nunca y empieza a dar algún calambre en la pierna derecha. Pero los últimos metros ya lo disfrutas más, sabes que se termina y ahí está la meta, vas a completar tu objetivo de ese día.

Con los deberes hechos, te retiras con la satisfacción de haber hecho un buen trabajo aunque haya sido caminando. 😀

Después de ese recorrido, estiramos bien como siempre después de cada caminata.

 

Que calzado comprar para hacer deporte. Jubilando mis ASICS Patriot 8

Después de varios meses y kilometros con ellas ha llegado la hora de jubilar mis ASICS Patriot 8.

Han sido mis primeras ASICS, una oferta que encontré en Internet desde la propia marca y que no podía dejar escapar porque llevaba tiempo queriendo probar esta marca.

Yo no soy experto en zapatillas, pero aunque me han dado muy buen resultado todos estos meses la cosa podría no haber ido bien.

Con el tiempo he ido descubriendo que calzado comprar para hacer deporte por comentarios de amigos con más kilometraje deportivo y artículos o vídeos en Internet, cada zapatilla tiene su cometido y no todas pueden ir bien para todo el mundo.

Cuando nos motivamos para coger nuestras zapatillas y salir al exterior lo último en lo que pensamos posiblemente sea en eso, en nuestras zapatillas. Tal vez si me hubiera informado más al principio a lo mejor no habría cogido esa oferta en Internet y habría investigado un poco más que zapatillas comprarme a sabiendas que tenía que comprarme unas.

Que vuelvo a repetir, las zapatillas que jubilo me han dado muy buen resultado, pero en las siguientes que compré me miré con mucho más detenimiento sus características para el terreno en el cual las iba a utilizar.

Aquí os dejo un vídeo que encontré hace poco con consejos para seleccionar unas zapatillas de running, pero que pueden servirnos igual para escoger otro tipo de zapatillas para nuestro deporte.


Una vez visto el vídeo, recomiendo también a título personal mirar bien que zapatillas son las correctas para cada uno y leer opiniones de otros usuarios antes de tirar el dinero, ya que ciertas partes de nuestro cuerpo nos agradecerán la comodidad en los pies cada vez que salgamos a sudar la camiseta.

 

Inscrito en mi reto deportivo en 2019

Hoy creo que ha sido un día importante.

Estaba esta tarde echando un ojo a unos grupos de Facebook después de publicar un post y he visto que ya había inscripciones abiertas para un evento.

Este evento lo he convertido en mi reto personal para 2019. Si he dicho 2019, porque se celebrará en 2019, pero toda la preparación física importante será durante este 2018.

No voy a decir por el momento de que evento se trata, pero si he querido dejarlo atado, aunque queden casi 1 año.

Cada mañana cuando me levanto y salgo a sudar la camiseta y veo las mejoras que voy encontrando en mi resistencia física, en cómo siento más saludable y me cómo también me ven otras personas también mucho mejor.

Pero me doy cuenta que todos estos logros son solo el principio de lo qué está por venir. Ahora ya es oficial mi reto deportivo para 2019 y empieza de verdad lo más duro, aguantar una constancia como hasta ahora, con pequeños retos que vendrán por el camino seguramente (el primero pequeño en Abril posiblemente), seguir teniendo una buena alimentación como hasta ahora (o incluso mejorarla) y saber recuperar bien el cansancio del día a día.

Puede parecer un post con mucho misterio, pero es que simplemente no quiero gafarlo, pero los pocos de mi entorno que saben de mi objetivo sé que me seguirán animando para conseguir este reto personal.

Aunque aún me cuesta en algunos momentos sudar la camiseta, vuelvo a tener un poco la sensación de antaño cuando practicaba Judo, la de estar esforzándote para mejorar y conseguir cosas grandes. Esa sensación es la mejor para estar concentrado y motivado.

¡ Allá vamos reto 2019 !

 

Cuando te ven con mejor forma física

Como comenté en mi primer post de este blog, uno de los motivos de volver a sudar la camiseta era quitarme la vida sedentaria que llevaba. Conseguir una mejor forma física, vamos perder peso y no padecer tantas lesiones musculares.

Después de varios meses que empecé a cuidarme y a moverme diariamente al fin esta semana he podido recibir mi premio en forma de halago ya que me veían en mejor forma física y de 4 personas diferentes en 1 solo día en 4 momentos diferentes. 🏆

Puede parecer una tontería para muchos, pero esto para alguien que empieza de 0 a cuidarse o simplemente que vuelve a querer estar en forma es todo un premio y una motivación para seguir adelante. Tan mal no lo debo estar haciendo cuando te ven con mejor aspecto físico.

Queda claro, que después de una constancia acompañada de una buena dieta se pueden lograr unos resultados visibles. Todo esto sin llegar a obsesionarse a la hora de moverse y hacer deporte, simplemente haciendo un poco mejor las cosas cada día.

Pero ojo, hay que tener cuidado con estos alagos, ya que simplemente nos ven mejor y no tenemos que desistir en hacer la rutina diaria ya que aún nos queda un largo camino para conseguir los objetivos. Si desistimos puede que el efecto rebote nos haga recuperar todo eso que hemos perdido y nos acabe desmotivando.

Mañana habrá que seguir sudando la camiseta para conseguir más premios. 💪

La constancia a la hora de sudar la camiseta

Dicen que se necesitan unos 21 días para acostumbrarnos a un nuevo hábito. No sé si será verdad, si tienen que ser seguidos, pueden ser pausados o qué, pero cuando empecé a moverme de nuevo, una persona ya me dejó claro que la constancia era una parte importante de la receta para conseguir un objetivo.

Me puse manos a la obra intentando ser constante cada mañana cuando me levantaba al salir de la cama a una hora, hiciese calor o frío y si llovía buscaba una alternativa o posponía para la tarde mis salidas al exterior.

El primer día empiezas todo motivado, pero el segundo ya te cuesta un poco más porque a lo mejor tu cuerpo se encuentra más cansado que el día anterior por haber tenido más movimiento, pero te levantas también, pero al tercero ya te empieza a entrar la pereza de quedarte un rato más en la cama. Ahí es donde entra el esfuerzo de la constancia de querer conseguir tu objetivo en mi caso la de “Sudar la camiseta”.

Reconozco que más de un día no he podido levantarme a lo mejor por exceso de cansancio al principio, ya que hay que sumarle las horas de trabajo diarias y del estrés que este pude provocar según mi puesto. Pero si descubrí que cada mañana cuando me levantaba y activaba el modo “No molestar” en el móvil y me colocaba los auriculares con mis sesiones de música conseguía unos momentos de desconexión solo para mí.

Esa desconexión es algo a lo que le coges gustillo enseguida al menos en mi caso y que consigue que esa constancia sea más fácil de llevar y quieras volver a tenerla día tras día. 🧘‍♂️

Coger una constancia puede no ser algo fácil para todos, pero una vez se supera la barrera psiológica y física está casi todo hecho. También ayuda ver que muchas otras personas que no hacen ese esfuerzo diario se quedan sorprendidos de la fuerza de voluntad que tienes para hacerlo cada día lo cual ayuda más a motivarte porque haces algo diferente a los demás.

Y ya lo que más ayuda a seguir teniendo esa constancia además de todo lo anterior explicado es ver como otra gente también intenta mantener el ritmo a todas horas, sean las 6 de la mañana o las 6 de la tarde, ya que cuando salgo sea la hora que sea haya sol o no, siempre hay alguien con el que te cruzas haciendo el mismo esfuerzo. 💪

Como empezar a entrenar y coger forma

Antes de nada, aclarar que no soy un profesional del deporte, o al menos lo dejé de ser hace muchísimos años después de una grave lesión de rodilla, en la que entrenaba casi a diario.
Todos mis posts han de ser tomados como orientativos y tener en cuenta la edad y facultades físicas de cada persona a la hora de volver a hacer deporte.

La primera cosa que piensas cuando decides lanzarte a hacer deporte o ponerte en forma posiblemente sea como empezar a entrenar. Tal vez la primera idea que se te viene a la cabeza sea ponerte el chandal y salir a correr como un descosido o ponerte a buscar por Internet miles de planes de profesionales del deporte para empezar desde el primer momento.

Desde que me plantee empezar a ponerme en forma tuve que tener en cuenta el gemelo que me había roto y que aún estaba recuperando.

Mi plan inicial teniendo en cuenta que vivo en una gran ciudad, fue buscarme una ruta con el menor número de semáforos que me interrumpiese el ritmo y por otro lado que tuvese poca distracciones.

La mejor opción para planificar una ruta sea en fin de semana, ya que es cuando menos estresados estamos y la mayoría tenemos más tiempo libre.

Llegado el fin de semana decido buscar una zona concreta de Barcelona que no me queda muy lejos de casa y que me ayudará a sumar kilómetros para nuestra meta.

Es una ruta que alguna vez ya la he hecho por el simple hecho de pasear con alguien, pero esta vez la convertiré en mi ruta habitual para empezar a ponerme en forma. Incluye escaleras, subidas y bajadas y ya puestos buenas vistas de Barcelona, lo cual es siempre agradable. 🌆

La misión principal es esa, establecer cual va a ser la ruta que vamos a realizar y ver cuantos kilómetros suma. En esta salida inicial nos olvidaremos del tiempo que tardemos y otras cuestiones. Nos pondremos nuestro chandal o ropa cómoda, nuestras zapatillas, la mochila a la espalda con nuestro botellín de agua, las llaves de casa (y si se tiene un podómetro para controlar la distancia mejor que mejor). 🏃

En mi caso personal, caminar rápido nunca ha sido un problema, siempre he sido alguien de tener buena resistencia caminando, así que esta vez al menos a título personal la velocidad sería a ser posible un poco más rápida de lo habitual. Pero si uno no está en forma como era mi caso, a las primeras escaleras que uno se encuentra ya está con la lengua fuera, pero aquí no hay que rendirse, ya que nos hemos propuesto seguir adelante.

Lo recomendable inicialmente seria recorrer un mínimo de unos 10.000 pasos. Aunque puedan parecer una barbaridad si uno es de moverse a todos lados esos pasos los hace tranquilamente sin despeinarse. Pero en este caso esos 10.000 pasos mínimos hemos de hacerlos en nuestra ruta sin contar los que haremos el resto del día.

La ruta que me establecí aproximadamente salian entre 11.000 – 12.000 pasos. Así que conseguí encontrar una ruta mínimamente aceptable para conseguir el objetivo de los 10.000. 🏆

Ahora solo nos queda planificarnos en un calendario qué días saldremos a realizar esta ruta dependiendo del tiempo que tengamos. La idea inicial pueden 3 días a la semana por ejemplo e ir incrementando y ser sobre todo constantes. 🙂

Vuelta a sudar la camiseta

Hola a todo el mundo. 😀

Me llamo Alex, soy de Barcelona, tengo 38 años (2018) e inicio este nuevo blog para contar mi experiencia personal de cómo es volver después unos 8 años “sin sudar la camiseta” volver a sudarla.

La idea surge 1 año después de volver a mi deporte después de 20 años sin practicarlo, el Judo. Soy cinturón marrón y quería volver para sacarme esa espinita de llegar al menos al cinturón negro. La única razón no era solamente esa, el tener una vida sedentaria de solo trabajo hacía que mi salud acabase perjudicada, así que tuve la excusa perfecta para volver.

Pero la cosa no fue tan bien, al tercer día y tomándomelo con calma la vuelta sufrí una fisura en el menisco izquierdo, que me tuvo entre pruebas médicas, rehabilitación y acabar de fortalecer 6 meses. Un buen susto que me hizo plantearme mi vuelta de forma más calmada. 😩

20 días después de mi vuelta y viendo que aguantaba bien, hacía mis calentamientos con la calma e iba sudando mi kimono la desgracia volvió sobre mí en el tercer ejercicio de calentamiento. Rotura de gemelo. 1,5cm que me mantuvo unos 5 meses apartado aproximadamente. ⚠

No entendía que podía estar pasando. Había mejorado bastante mi alimentación, empezaba a ser menos sedentario yendo de un sitio para otro a pie, descansaba mejor no acostándome tan tarde, me sentía incluso mejor. Eso fue para mí un hundimiento moral, 2 lesiones graves en 1 mismo año, si quiera había conseguido hacer 1 mes completo de Judo en 11 meses.

Pero es aquí cuando empieza mi aventura personal de vuelta a “sudar la camiseta”. Una tarde quedé con alguien para dar una caminata por Barcelona y descubrí en esa persona lo que es la fuerza de voluntad para conseguir algo con constancia levantándose a las 6am de la mañana para preparar en su caso una Maratón.

Eso me hizo ver las cosas desde otro punto de vista, aunque estuviese lesionado, me animó a no rendirme y aunque las cosas cuesten y duelan podemos conseguir nuestras metas. 🏁

Así pues, después de esas tardes y bajo consulta del traumatólogo y fisioterapeuta que me llevaban les consulté si había problemas en dar caminatas largas con tramos de escaleras y cuestas para recuperar el gemelo y fortalecerlo. Su respuesta fue que mientras no se me cargase demasiado el gemelo no había problema, pero sin pasarse.

Así pues, decidí ponerme manos (o piernas a la obra). Quise controlar más mi actividad, así que me fui a eBay y adquirí un “podómetro Lemfo S2” chino que al menos me contabilizaría los pasos dados diariamente. Seguido de eso, haría el esfuerzo de levantarme también a las 6am y realizar mi recorrido antes de ir a trabajar y por la tarde complementar otra caminata más hacia rehabilitación (40 minutos de ida con cuestas inclinadas y 40 minutos de vuelta más relajado con bajadas).

Mi día a día empezó a cambiar. Solo subir un tramo de escaleras me hacía sudar, pero con cada día ejercitado me costaba menos y notaba el cambio en mi cuerpo llegando a perder a fecha de este post casi 16 Kg estables como lo llamo yo, conseguir mayor potencia de piernas y sentirme más ligero a la hora de hacer cualquier actividad física. Y lo más importante, encontraba más motivación para seguir trabajando.

Desde este blog espero poder aportar a todo el mundo que le interese mi experiencia personal de vuelta al deporte, consejos o artículos que me parezcan interesantes de otras webs (enlazándolos), material utilizado desde mi uso personal o aportes que me puedan hacer conocidos.

Sed bienvenidos todos. 💪😃 🎽🏅